La versión de su navegador no está debidamente actualizada. Le recomendamos actualizarla a la versión más reciente.

 HUESCA


 

MONASTERIO

DE SAN JUAN DE LA PEÑA

MONASTERIO DE SAN JUAN DE LA PEÑAMONASTERIO DE SAN JUAN DE LA PEÑA

SANTA CRUZ DE LA SERÓS (HUESCA)

Monasterio rupestre de espectacular emplazamiento, joya del románico y primer panteón real de Aragón.

En San Juan de la Peña podrás visitar el Monasterio Viejo y el Monasterio Nuevo. Este último alberga dos centros de interpretación: uno dedicado a la historia del propio monasterio y el otro al origen del Reino de Aragón.

El claustro del Monasterio Viejo (s.XII) es un maravilloso ejemplo del arte románico y cuenta con una valiosa galería de capiteles tallados.

Como consecuencia de un incendio, en el siglo XVII comenzó a edificarse un nuevo monasterio muy cerca del Monasterio Viejo. De estilo barroco, es conocido como Monasterio Nuevo y su interior alberga elCentro de Interpretación del Reino de Aragón (CIRA) y elCentro de Interpretación del Monasterio.

Todo el conjunto se encuentra situado en un entorno de gran belleza: el Paisaje Protegido de San Juan de la Peña y Monte Oroel.


 

MONASTERIO

DE SAN PEDRO EL VIEJO

MONASTERIO DE SAN PEDRO EL VIEJOMONASTERIO DE SAN PEDRO EL VIEJO

HUESCA


Si visitas Huesca, no puedes irte sin ver San Pedro el Viejo.

Antes de ser románico, este templo fue romano, visigodo y mozárabe. Junto a la portada decorada con un hermoso crismón, elemento habitual del románico aragonés, destaca su espléndido claustro que conserva numerosos capiteles originales.

Junto al claustro se halla la capilla de San Bartolomé, donde reposan los restos de Ramiro II el Monje y de Alfonso I El Batallador.


 MONASTERIO

DE SAN VICTORIÁN

MONASTERIO DE SAN VICTORIÁNMONASTERIO DE SAN VICTORIÁN

EL PUEYO DE ARAGUÁS (HUESCA)

No hay duda de que el Monasterio de San Victorián, situado en El pueyo de Araguás, es todo un referente en la historia de la comarca de Sobrarbe. Según algunos expertos, está considerado como el más antiguo de España, ya que su origen lo situan en la época visigoda, en el siglo VI.

Cuenta la leyenda que San Victorián llegó a los Pirineos huyendo de las tentaciones terrenales. Tras una vida de eremita en la Cueva de la Espelunga y relalizando grandes prodigios, fue nombrado abad del monasterio, que en un principio se llamaba San Martín de Asán. Tiempo después, en el siglo XI, el monasterio tomó su nombre pasándose a llamar de San Victorián o San Beturián.

Fue reconstruído por Ramiro I de Aragón y fue en él donde se reunieron Ramiro el Monje y Ramón de Berenguer IV para decidir los esponsales entre este último y doña Petronila, unión que posteriormente daría como fruto la formación de la Corona de Aragón.

El Monasterio de San Victorián fue protegido por reyes y papas y durante siglos y se configuró como el centro político, económico y espiritual de Sobrarbe, teniendo control también sobre localidades de Ribagorza, Somontano e incluso tuvo posesiones en Valencia.

San Victorián es Panteón Real, donde se conservan los sepulcros de Gonzalo I y de Iñigo Arista.


 

MONASTERIO

DE SAN PEDRO DE SIRESA

MONASTERIO DE SAN PEDRO DE SIRESAMONASTERIO DE SAN PEDRO DE SIRESA

SIRESA (HUESCA)

El monasterio de San Pedro de Siresa sobresale por sus notables dimensiones y por su singular belleza. Lo que se conserva en la actualidad son los restos del que posiblemente fuera el monasterio más antiguo de Aragón.

Su origen data del siglo IX, aunque se piensa que ya podía existir en época visigoda. La iglesia de San Pedro, levantada en el XI y reformada un par de siglos más tarde, te cautivará por su sobriedad. Se dice que entre sus muros fue bautizado Alfonso I El Batallador.

Desde el Centro de Interpretación del Megalitismo Pirenaico, ubicado en el valle de Hecho, se organizan visitas guiadas al monasterio.


 

MONASTERIO DE SIGENA

MONASTERIO DE SIGENAMONASTERIO DE SIGENA

VILLANUEVA DE SIGENA (HUESCA)


Acogió entre sus muros a reinas, princesas e hijas de familias nobles. La propia doña Sancha ingresó en él al quedar viuda. Sirvió de depósito de una parte del tesoro real y llegó a ser uno de los archivos más importantes del reino. Fue también panteón real, destacando la sepultura de su fundadora y la de Pedro II.

De estilo románico de transición, el Real Monasterio de Santa María de Sigena fue fundado en 1188 por voluntad y deseo de la reina Doña Sancha de Castilla, esposa del monarca aragonés Alfonso II el Casto. Se levantó en pleno desierto este solemne y descomunal cenobio femenino que se convirtió en uno de los monasterios más ricos y bellos de Aragón gracias a los importantes donativos que recibió.

Acogió tras sus muros a un buen número de reinas y princesas, así como hijas de familias nobles del reino y la corona de Aragón. Sirvió de depósito de una parte del tesoro real y como archivo monástico entre los siglos XIII y XIV. Fue también panteón real sirviendo de lugar de enterramiento de reyes, reinas e infantas de Aragón, destacando la sepultura de la reina doña Sancha o la de Pedro II, único monarca de la Corona de Aragón enterrado en Aragón.

Siendo priora Doña Blanca de Aragón y Anjou, hija de Jaime II, se convirtió en uno de los más magnificentes cenobios de la Orden de San Juan de Jerusalén en Europa. Entre sus palaciegas estancias destacaba laSala Capitular, decorada con ricos frescos medievales.

 

Conserva la estructura de la sala capitular, antiguamente decorada con frescos más bellos del románico tardío. Te cautivará su impresionante portada románica con catorce arquivoltas de medio punto que se ha convertido en símbolo del patrimonio cultural de los Monegros.
Entre 1983 y 1994 la Orden de San Juan de Jerusalén vendió a la Generalitat de Cataluña una serie de bienes de gran valor artístico sin el permiso de las autoridades patrimoniales. Tras un largo litigio para su recuperación, la gran mayoría de las piezas fueron devueltas y regresaron a Aragón entre 2016 y 2017. Hoy se encuentran expuestas en los antiguos dormitorios del monasterio y antes de la pandemia podían visitarse a través de las visitas guiadas organizadas por Turismo de Aragón.


 

 

 CARTUJA DE NUESTRA SEÑORA DE LAS FUENTES

CARTUJA DE NUESTRA SEÑORA DE LAS FUENTESCARTUJA DE NUESTRA SEÑORA DE LAS FUENTES

SARIÑENA (HUESCA)

Fue fundada a principios del siglo XVI por los condes de Sástago, don Blasco de Aragón y doña Beatriz de Luna, en una ermita antigua donde habían enterrado a su hijo don Artal.

 

Situado en los Monegros, en el término municipal de Sariñena, el actual monasterio es un edificio de nueva planta levantado durante el siglo XVIII según los modelos de las cartujas zaragozanas de Aula Dei y la Inmaculada Concepción.

 

El edificio más significativo del conjunto es la iglesia. Fray Manuel Bayeu, cuñado de Goya, profesó en esta comunidad cartuja y realizó las pinturas murales del templo, dedicando gran parte de su vida al complejo programa pictórico de la cartuja. Se trata de 250 composiciones independientes, todas sobre la vida de la Virgen, las cuatro mujeres del Antiguo Testamento y las cuatro virtudes cardinales. Por ello, y por su intenso sentido escenográfico, suponen una de las más vastas e importantes obras murales del siglo XVIII en Aragón.


 

MONASTERIO DE CASBAS

MONASTERIO DE CASBASMONASTERIO DE CASBAS

CASBAS DE HUESCA (HUESCA)


A pesar de las numerosas reformas que se efectuaron con posterioridad a su construcción, el templo todavía conserva su estructura medieval.

Te llamarán especialmente la atención el refectorio, la sala capitular, el claustro y la portada de su iglesia.

Se puede visitar los sábados reservando la visita con antelación. Para grupos existe la posibilidad de realizar la visita en otro día u horario durante todo el año.


 

 

 

MONASTERIO DE

SANTA MARIA DE OBARRA

MONASTERIO DE NUESTRA SEÑORA DE OBARRAMONASTERIO DE NUESTRA SEÑORA DE OBARRA

CALVERA (HUESCA)


Está situado en la localida ribagorzana de Beranuy, en el corazón del valle del río Isábena.

Para llegar hasta él tendrás que seguir la ruta desde Graus hacia el norte, remontando el curso del río en dirección a Roda de Isábena.

Su edificio mejor conservado es la iglesia de Santa María, de finales del siglo XI.

Adosadas están las ruinas del antiguo monasterio y muy próxima, la ermita de San Pablo, ya del siglo XII.


 

MONASTERIO DE SANTA MARÍA

Y SAN PEDRO DE ALAÓN

MONASTERIO DE SANTA MARÍA Y SAN PEDRO DE ALAÓNMONASTERIO DE SANTA MARÍA Y SAN PEDRO DE ALAÓN

SOPIERA (HUESCA)


El
monasterio de Santa María y San Pedro de Alaón ejerció en tiempos una gran influencia en la vida cultural, política y religiosa de la Ribagorza.

El edificio eclesial está compuesto por tres naves con bóvedas de cañón que terminan en tres ábsides.

El exterior está decorado con arquillos ciegos, lesenas, franjas de ajedrezados, y la portada, con crismón.

En el interior te sorprenderá su cripta, bajo el presbiterio. Su torre, de gran belleza, completa el conjunto.


 

MONASTERIO DEL

PUEYO DE BARBASTRO

MONASTERIO DEL PUEYO DE BARBASTROMONASTERIO DEL PUEYO DE BARBASTRO

BARBASTRO (HUESCA)

Singular santuario-monasterio con bellas vistas panorámicas.

Ofrece la posibilidad de comer y pernoctar en el propio recinto.


 

 

SANTUARIO DE TORRECIUDAD

SANTUARIO DE TORRECIUDADSANTUARIO DE TORRECIUDAD

BARBASTRO (HUESCA)

 

Se encuentra a 24 km. de Barbastro (Huesca, España), un lugar en el que, desde el siglo XI, los cristianos han venerado a Santa María bajo la advocación de Nuestra Señora de los Ángeles de Torreciudad. La imagen de la Virgen es una talla románica de gran belleza y serenidad en la que el Niño se muestra sentado sobre las rodillas de su Madre como en un trono.

Situado en un paraje con gran atractivo natural, se conserva una torre de vigilancia de la época árabe que da nombre al conjunto: turris civitatis, torre-de-la-ciudad. Junto a ella se alza sobre unos riscos la antigua ermita, construida sobre los vestigios medievales.